Web
Analytics

Tras el comunicado de Bertín Osborne, Fabiola Martínez decide romper su silencio tras su separación

Inesperada separación.

El domingo se produjo una de las noticias más inesperadas de la prensa rosa. Fue en Viva la Vida donde se conoció la sorprendente exclusiva: el cantante Bertín Osborne y su mujer, Fabiola Martínez, se separan tras catorce años de matrimonio y veinte de relación. Según el programa de Telecinco, la pareja ha decidido tomar rumbos vitales diferentes.

Fruto de estos veinte años juntos son sus dos hijos, Kike y Carlos. Aunque durante estos años han compartidos momentos inolvidables, algunos también han sido muy duros. Hay que destacar que el primogénito de la pareja sufre una parálisis cerebral desde su nacimiento.

Después la emisión de Viva la Vida, para evitar rumores y especulaciones, Bertín decidió conceder sus primeras palabras mediante un comunicado. En concreto, el documento empieza así:

“Queridos amigos, como supongo que ya sabéis, Fabiola y yo nos hemos separado hace poco tiempo. No hay un motivo concreto sino problemas de convivencia. No hay ni ha habido terceras personas que nos hayan motivado a tomar esta decisión y sí la dificultad de convivir con nuestras distintas personalidades”.

El jerezano no dudó en afirmar que “yo confieso que soy complicado en el día a día y asumo toda la responsabilidad en los motivos que han dado lugar a esta decisión”. Además, no obvió palabras de afecto hacia la que todavía es su mujer:

“De Fabiola solo puedo decir que es una persona maravillosa, gran compañera, estupenda mujer y, como madre, es literalmente única. (…) Espero que, aunque vivamos, separados, sigamos unidos en la amistad de nuestras familias”.

Tras esto, la otra parte implicada tampoco ha querido hacer esperar mucho en pronunciarse Fabiola ya ha explicado cómo se encuentra a diversos medios de comunicación, como por ejemplo la revista Diez minutos.

Ella no ha querido comentar las razones de la separación, pero ha explicado cómo se encuentra después de esta decisión totalmente inesperada. Las palabras de Fabiola son cuanto menos de mucho respeto hacía el que ha sido su gran amor durante años. Ha asegurado que ahora mismo está acompañada de las personas a quién más quiere, sus hijos Kike y Carlos, y que tanto ella como los niños parecen tener asumida la noticia. “Sí, estoy bien y los niños también”, dijo.

Confirmó lo expresado por Bertín, que es que la decisión estaba bastante meditada. “Ha sido una decisión de mutuo acuerdo y con todo el cariño y respeto”, dijo. Pero no ha escondido que una separación nunca es un trago fácil de digerir.

El teléfono no le ha dejado de sonar.

Desde que se ha hecho pública la noticia, Fabiola se ha convertido una de las personas más buscadas por los medios de comunicación. “Gracias por escribirme, ahora es un poco lío el aluvión de llamadas y mensajes. Y de corazón os agradezco el cariño que estáis demostrando”, explicó la ya expareja de Bertín Osborne.

Aunque ella ha sido muy diplomática en sus palabras, Bertín no ha tenido problemas en reconocer algunas de las causas de su separación: “no hay un motivo concreto”, pero cuenta que sí que se han producido “problemas de convivencia”.

Eso sí, el presentador ha dejado claro que aunque se disparen los rumores “no hay, ni ha habido terceras personas”.